El Festival de San Sebastián presenta su Plan de Sostenibilidad

Repsol será patrocinador en sostenibilidad del proyecto impulsado por el Festival y Renfe colaborador de un plan que tiene el apoyo de la consultora CREAST

El Festival de San Sebastián persiste en su compromiso con la sostenibilidad por tercer año consecutivo y busca convertirse en un evento sin emisiones de carbono en aproximadamente cinco años mediante sus iniciativas. Para alcanzar esta meta, el Festival continuará fortaleciendo su proceso de medición de la huella de carbono con la ayuda de la consultora CREAST. Además, en su 71ª edición, Repsol se unirá como patrocinador en sostenibilidad, contribuyendo con soluciones para reducir las emisiones de carbono del evento, mientras que Renfe se sumará como colaborador. Estas colaboraciones estratégicas permitirán al Festival dar un importante paso adelante en la implementación de medidas destinadas a alcanzar su objetivo.

Según la medición realizada el año pasado, la huella de carbono del Festival se estima en 4.147 toneladas de CO2. Aunque no se puede determinar el porcentaje exacto de reducción debido a que son estimaciones, la consultora CREAST argumenta que medidas como la reducción de materiales de un solo uso, el apagado anticipado de un edificio icónico como el Kursaal, la adopción de iluminación LED y la casi total eliminación de la impresión en papel han contribuido significativamente a reducir esta huella.

Medidas en la 71ª edición

La incorporación de Repsol como patrocinador en sostenibilidad marca un avance significativo en la reducción de emisiones para el Festival de este año. La empresa de energía multienergética proporcionará soluciones para promover el transporte sostenible y suministrará electricidad renovable al evento. Para el transporte, se utilizarán combustibles renovables al 100%, con un impacto ambiental neto 0, que Repsol produce a partir de diversos residuos, como el aceite de cocina usado. Además, Repsol pondrá a disposición del Festival su red de recarga pública de San Sebastián para la flota de vehículos eléctricos e híbridos enchufables, que cuenta con siete puntos de recarga operativos, y se habilitarán dos puntos adicionales portátiles en el Paseo de la República Argentina.

Además, Repsol también proveerá al Festival de dos grupos electrógenos que funcionan con combustible renovable al 100% y que satisfarán las necesidades energéticas de la fiesta de clausura. Finalmente, Repsol instalará una solución portátil de generación de energía solar que proporcionará electricidad renovable a los stands publicitarios ubicados habitualmente en la Plaza Okendo, así como a todas las personas y visitantes que deseen cargar sus dispositivos móviles.

Por otro lado, Renfe colaborará con el Festival de San Sebastián para fomentar una movilidad más sostenible.

A nivel interno, el Festival continuará fortaleciendo las medidas implementadas en los últimos años. En esta edición, se han incorporado criterios de sostenibilidad en diversos contratos, especialmente aquellos relacionados con actividades que involucran servicios de catering.

El certamen vasco también continuará compensando sus emisiones, como lo hizo por primera vez en la edición anterior. En esa ocasión, destinaron 25.000 euros al Fondo de Carbono Voluntario de Gipuzkoa, iniciativa de la Fundación Naturklima y el departamento de Medio Ambiente de la Diputación Foral de Gipuzkoa. Esta contribución se utilizó para financiar proyectos que mejoran las infraestructuras verdes locales y contribuyen a la regeneración de sumideros de carbono naturales en Gipuzkoa, como bosques y mares.

 

© REPRODUCCIÓN CONFIDENCIAL