Las tablas salariales de 2024 podrían bloquearse ante el rechazo de los productores a la última propuesta de la Unión de Actores y Actrices

Las asociaciones de productores PATE, APCP, PIAF, PROA y PROFILM han rechazado la propuesta de la Unión de Actores de limitar el IPC máximo en el 4% y el mínimo en el 1%.

El conflicto entre productores y actores en España corre el riesgo de ir para largo. La propuesta para alcanzar un acuerdo enviada por los representantes de los actores fue rechazada por las asociaciones de productores PATE, APCP, PIAF, PROA y PROFILM, algo que desde la Unión de Actores y Actrices se ha visto como el paso definitivo para bloquear las tablas salariales de 2024.

Las negociaciones entre los sindicatos de actores con las asociaciones de productoras audiovisuales llevan abiertas desde el pasado mes de enero para acordar una subida salarial ajustada al IPC correspondiente a 2024, que es del 3,1%. Ya durante la última reunión, desde las productoras plantearon aceptar desbloquear la subida a cambio de mejorar la redacción del artículo de subida automática y su limitación, algo que la Unión de Actores aceptó parcialmente.

Desde el sindicato de actores están de acuerdo con limitar el IPC automático para evitar situaciones extremas que puedan dañar a la producción o dejar sin subidas salariales a quienes menos cobran, lo que significaría una última oferta que limitaba el IPC máximo en el 4% y el mínimo en el 1%.

La Unión de Actores y Actrices apunta que «La actitud que nos hemos encontrado al otro lado de la mesa de negociación ha sido de absoluto bloqueo pese a la continua voluntad de acuerdo por nuestra parte. En enero y febrero la excusa de las empresas fue que el convenio tenía que renovarse, ya que llevamos muchos años sin un nuevo convenio. Los sindicatos, que llevamos años pidiendo el inicio de negociaciones, acordamos un calendario de negociaciones para un nuevo convenio, el cual conocéis por las reuniones que se han mantenido con la afiliación al respecto. Pese a ello, las productoras continuaron sin desbloquear las subidas salariales».

Además, añaden, «La parte social consideramos que los límites al IPC deben ser solo límites ante situaciones extremas y no soluciones para limitar los salarios mínimos de quienes cobran por convenio, es una protección de quienes menos cobran y quienes más desprotegidos están y la Unión no lo va a permitir». A su vez, informaron que la unión había presentado, junto con el resto de sindicatos firmantes del convenio, un escrito al SIMA para que obligue a las productoras a aplicar el IPC, amparándose en la firma que estamparon en el III Convenio del Sector Audiovisual. A su vez, los sindicatos de actores informaban que suspendían las negociaciones de un nuevo convenio colectivo hasta que dicho conflicto se resuelva.

Según el argumentario de la Unión de Actores, la subida del IPC es un derecho irrenunciable: «Podemos buscar matices ante una situación cada día más inestable, pero no aceptaremos vaciarla de contenido. Es una medida que garantiza que los sueldos mínimos no pierden pie con los precios; en definitiva que garantizan que quienes trabajen puedan pagar el alquiler, la compra, la luz». Concluyendo que «Habrá a quien, desde su posición de productor, le parezca que una subida de 6,02 euros por sesión haciendo un papel de pequeñas partes es poca cosa, desde la Unión sabemos que esa mínima subida puede ser muchísimo y os queremos dejar claro que no vamos a rendirnos».

 

© REPRODUCCIÓN CONFIDENCIAL